DRAGOS

Dracaena tamaranae

Dracaena tamaranae o drago de Gran Canaria, es una especie vegetal endémica de la isla de Gran Canaria, emparentada con el drago, Dracaena draco, y otras especies de Dracaena del este de África. Desde 1972 (Günther Kunkel) se han identificado ejemplares de drago en Gran Canaria con ciertas peculiaridades. Estos inicialmente fueron identificados como ejemplares de Dracaena draco. Sin embargo, un estudio más detallado y su cultivo permitieron reconocer que se trataba de una especie diferente. Fue descrita por primera vez en 1998 por F. Marrero, A. Almeida, R.S. & Gonzalez-Martín.

Fuente.

Nombre local:

Drago de Gran Canaria del Pinillo

Nombre científico:

Dracaena tamaranae

Localización:

Morro del Pinillo

Municipio:

MOGÁN

Espacio protegido:

Zona Especial de Conservación Macizo de Tauro

Propiedad:

Privado

Visitable:

No

Acceso:

Difícil

Características morfológicas:

Diámetro base: 0,6 m

Diámetro 1,30: 0,57 m

Perímetro: 1,8 m

Altura: 4 m

Diámetro copa: 3 m

Edad estimada: > 250 años

La singularidad principal del drago del Morro del Pinillo quizás sea su propia identidad, ya quede considerarse un drago común -Dracaena draco- durante siglos pasó a describirse en 1998 como una nueva especie endémica de Gran Canaria, rebautizándose comoDracaena tamaranae.El drago, que en el catálogo representa a los dragos grancanarios silvestres considerados en peligro de extinción dado su exiguo número, destaca por su situación, enriscado en el Barranco de Arguineguín,que algunos llaman Roque del drago. Es uno de los representantes más singulares del drago de Gran Canaria, llega a alcanzar más de 4 metros de altura y se le estima una edad entre 250 y 300 años. En la década de los 60 del siglo XX el Grupo Universitario de Montaña y Grupo Montañero de San Bernardo localizaron una serie de individuos de dragos silvestres en el sur de la isla. El descubrimiento fue comunicado a Günthel Kunkel el famoso naturalista y botánico alemán que lo dió a conocer entre 1972 y1973, aunque inicialmente tanto en las citas de Kunkel como en otras contribuciones, estos dragos se consideraron como ejemplares silvestres de la especie Dracaena draco, sin apreciar diferencias morfológicas. Sin embargo, en la década de los 90 del siglo XX, algunos investigadores como Águedo Marrero y Rafael S. Almeida recogieron semillas para reproducirlo y lo compartieron con el Jardín Botánico Canario Viera y Clavijo. A raíz de ello y con la colaboración del biólogo Manuel González Martín descubrieron que se trataba de una entidad taxonómica diferente, sumando la isla una nueva especie a sus endemismos botánicos.

1/2

NO VISITABLE

Drago de Gran Canaria del Pinillo Mogán

Drago de Gran Canaria del Pinillo.png
 
  • w-facebook
  • Twitter Clean