LAURELES

Ficus microcarpa

Ficus microcarpa, llamado comúnmente laurel de Indias,​ es una de las especies del género Ficus nativa del sur y sureste de Asia. Se distribuye naturalmente por las regiones tropicales, considerándose en muchos lugares como especie invasiva. En algunas regiones, particularmente de México, se le conoce con el nombre vulgar de árbol yucateco o simplemente yucateco.

Fuente.

Nombre local:

Laurel de Indias de la Finca de El Salobre

Nombre científico:

Ficus microcarpa

Localización:

El Salobre

Municipio:

SAN BARTOLOMÉ DE TIRAJANA

Espacio protegido:

No

Propiedad:

Privado

Visitable:

No

Acceso:

Normal

Características morfológicas:

Diámetro base: 2,91 m

Diámetro 1,30: 2,91 m

Perímetro 1,30: 9,15 m

Altura: 20 m

Diámetro copa: 40 m

Edad estimada: > 80 años

El laurel de Indias de la Finca El Salobre, o de los Jorge como popularmente es conocida, se caracteriza por su bella arquitectura arbórea, conformando sus robustas y largas ramas una cúpula que proyecta una sombra, especialmente apreciable en el soleado sur de la isla, de 40 metros de diámetro, alcanzando una altura de 20 metros. Su historia se remonta al siglo XIX, en el contexto de la desamortización de Mendizábal, cuando D. José Jorge Artiles, un mayordomo de la Villa del Conde, compró los terrenos de la actual finca, la finca original del Salobre. A finales de la Guerra Civil, D. José abrió un pozo en los terrenos y el cura se encargó de bendecir el lugar. Este mismo cura trajo varias varas del laurel, que se plantaron aprovechando el llano donde se depositó la tierra extraída del pozo, pero sólo sobrevivió el existente. D. Manolito Álamo Santana asegura que fue su primo, D. Pancho Álamo, quien procedió a la plantación del laurel en 1939, por lo que debe de tener unos 80 años. Esta finca, donde hay 6.500 árboles, en su mayoría frutales tropicales, es un auténtico oasis en medio de una vorágine urbanística, residencial y turística, cuya presión pareciera desvanecerse al internarse en ella. La frondosidad de sus frutales, la variedad de especies ornamentales y la pervivencia de ejemplares singulares, como el laurel de Indias, algunos viejos almácigos y una Ceiba de considerables proporciones, hacen de este rincón, que siente y mima con esmero su propietario, Pedro Cabrera Jorge, un lugar sin duda mágico.

Laurel de Indias de la Finca de El Salobre San Bartolomé de Tirajana

1/4

NO VISITABLE

Laurel de Indias de la Finca de El Salob
 
  • w-facebook
  • Twitter Clean